¿Por qué los tatuajes son permanentes?

Todos sabemos que los tatuajes son permanentes. Es algo que vemos a diario en el cuerpo de personas que han decidido grabar algo importante en su cuerpo para siempre. Pero, ¿por qué los tatuajes son para siempre?

Cuando el tatuador introduce la tinta dentro de la dermis (que es el tejido cutáneo que se encuentra a más profundidad lleno de nervios y vasos sanguíneos), este pigmento forma una especie de infección crónica ya que se genera una herida que pone en alerta el sistema inmune. Los macrófagos, las células defensoras, se encargan de defender el “fuerte” comiéndose la tinta, sin saber que al comérsela se quedarán teñidos para siempre.

En resumen, los tatuajes son permanentes porque la injección de tinta se hace en la dermis que no lleva una renovación celular, mientras que la epidermis sí lo hace.

Así que ya sabes, si decides hacerte un tatuaje éste va a estar presente en tu piel para siempre a no ser que decidas quitártelo con técnica láser.

Te ha gustado? Compártelo!

Be the first to comment on "¿Por qué los tatuajes son permanentes?"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*